Lagrimas del Corazón

Divina visión recuerdo aquella vez que de tus labios robé el primer beso, fue como una bendición cuando tú mano acarició mi rostro fue más que mil palabras; aquellos juegos de niños jugando a madurar, jugando a madurar! Timidos fuimos creciendo desde nuestro rincón vimos el tiempo pasar. El tiempo pasó de las promesas de niños nada quedó, me haz clavado un puñal por la espalda he forjado rios de sangre, lagrimas del corazón, lagrimas del corazón…

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *